Viajar a Japón en agosto: Los mejores festivales y actividades

Viajar a Japon en agosto: Los mejores festivales y actividades

El verano suele ser una de las épocas de mayor turismo en Japón, a pesar de las olas de calor a las que se pueden enfrentar los turistas en agosto, por la cantidad de actividades que se pueden hacer en este mes.

Entre los festivales, los eventos, las posibles excursiones y los espectáculos que se pueden dar en las calles, los turistas jamás se aburren, y aprovechan al máximo para aprender sobre la cultura de Japón.

Asistir al Festival Obon en agosto

El Festival Obon, en el que se recuerda a los muertos con alegría, es una festividad de origen budista, en la que se cree que las personas se reencuentran con el espíritu de sus seres queridos que han fallecido. 

Si bien el concepto recuerda al día de los muertos de México y el Halloween, no verás ningún disfraz ni nada por el estilo. Es una celebración muy tradicional, en el que se presentan altares y ofrendas a los fallecidos, junto a linternas para guiar a los espíritus de regreso a casa. Además, hay todo tipo de bailes tradicionales que ocupan todas las calles de las ciudades y pueblos. 

A la hora de despedirlos, se crea un espectáculo fascinante, con cientos de linternas flotantes en todos los ríos de la zona. Los mejores lugares para ver el festival son en los templos de la ciudad, o en los pueblos más tradicionales cercanos al mar.

Escala el monte Fuji

El famoso monte Fuji, el pico más alto de Japón, del que hay cientos de leyendas de princesas, diosas y demonios, como la de Konohanasakuya-hime, o la leyenda del cortador de bambú, es una gran, pero un tanto peligrosa opción para los que prefieren la excursión. 

Aunque el monte no se va a ningún lado el resto del año, su temporada oficial es entre julio y agosto, por lo favorable que resulta el clima cálido para subir hasta lo más alto. Aquellos que quieran ir a Japón por este tipo de experiencia deben aprovechar esta época del año.

Asiste a los “matsuri”

Además del Festival Obon, hay muchos otros festivales y celebraciones en agosto, entre los que destacan:

  • Festival de fuegos artificiales de Sumida River: Un festival de la ciudad de Tokio, que ocurre a finales de julio y principios de agosto, según el calendario lunar. 
  • Festival de Nebuta: Un festival en el que se ven enormes carrozas decoradas con figuras de samuráis, geishas y otras figuras tradicionales. Este tiene lugar en la primera semana de agosto.
  • Festival de Awa Odori: En la segunda semana de agosto, justo después del festival Nebuta, en la ciudad de Tokushima, en la prefectura de Tokushima se celebra este festival, en el que las calles se llenan de música tradicional y bailes. 
  • Festival de fuegos artificiales de Omagari: En la ciudad de Daisen, en la prefectura de Akita, este festival se celebra a finales de agosto. 
  • Festival de Danjiri: Si tu visita se extiende hasta septiembre, puedes asistir también al festival de Danjiri, en la ciudad de Kishiwada, en la prefectura de Osaka, en el que verás enormes carros decorados siendo tirados por japoneses que compiten en carreras divertidas. 

Visita los templos y santuarios

Con tantos festivales y ceremonias que ocurren en agosto, los templos son muy concurridos, y tiene todo tipo de ceremonias tradicionales que son un buen espectáculo tanto para los turistas como para los propios japoneses. 

En estos, se puede conocer más a fondo la cultura sintoísta de Japón, que no ha cambiado casi nada en los últimos siglos. Además, se pueden conseguir amuletos y recuerdos muy interesantes, que traen consigo la fortuna, como los amuletos omamori que sirven para atraer la suerte en cualquier aspecto de la vida, o los amuletos ofuda, que sirven para proteger el hogar. 

Viajar a Japon en agosto: Los mejores festivales y actividades

Tomar un baño en un Onsen

Después de dar tantas vueltas por todo Japón para poder asistir a los festivales y conocer las ciudades y pueblos, seguramente querrás relajarte en uno de los tradicionales y famosos baños termales Onsen y los Sento. Estos son baños que pueden estar dentro de un local, de forma artificial o natural, o en el exterior. 

Por lo general se divide el onsen en los dos sexos biológicos, ya que son baños “comunitarios”. Los únicos Onsen que permiten la entrada sin darle importancia a esto, son los Onsen privados, que se pueden rentar para grupos de amigos.

Pasear por las calles de Tokio

El solo hecho de recorrer las calles de algunos barrios de Tokio es toda una experiencia inolvidable. Barrios como Harajuku, el barrio de la moda, o Akihabara, el barrio otaku por excelencia, dejan un poco de lado el aspecto más tradicional y muestran todas las maravillas tecnológicas y de vanguardia que puede ofrecer Japón. 

Probar comida japonesa

Por supuesto, no puede faltar la comida tradicional en un viaje a Japón. Desde el típico sushi, que siempre suele ser uno de los favoritos de los extranjeros, hasta comidas callejeras como el takoyaki y el taiyaki, sin olvidar, claro, los distintos tipos de ramen, y platos más exóticos, como el pez globo. O bien puedes simplemente comprar un onigiri en cualquier tienda de conveniencia en Japón, para comer tranquilamente mientras paseas por la ciudad. 

Por otra parte, también están los postres japoneses, como las bolitas de arroz dulce llamadas mochi, el dorayaki relleno de judías dulces o de helado, el ichigo con sus dulces fresas y mucho más. 

Para finalizar la experiencia culinaria, tienes la opción de probar estas comidas junto a un buen vaso de sake, la bebida alcohólica más popular de Japón. 

Pruébate un kimono

En las ciudades hay muchas tiendas que rentan los kimonos más hermosos y elegantes para sesiones fotográficas, o bien puedes comprar un kimono o yukata simple, para asistir a los festivales de Japón. 

Incluso puedes probarte la ropa tradicional de las bodas para hacer fotografías en pareja simulando las bodas japonesas tradicionales. 

Estas son apenas unas pocas actividades de todo lo que se puede hacer en Japón en cualquier época del año, como visitar los museos, los parques temáticos, ir a conciertos y eventos de artistas o eventos de arte, y mucho más. 

Comentarios (No)

Deja un comentario